Asesorías de empresas en época de Covid-19

Cada vez son más los emprendedores que se aventuran a la creación de un nuevo negocio. Montar un negocio o una empresa no es una tarea sencilla, ya que hay decenas de factores que, como empresarios, debemos gestionar de forma precisa.

No obstante, hay bastantes temas legales o fiscales que un empresario no debe gestionar el mismo, sino que lo más recomendable es derivarlo a una gestoría de empresas para optimizar el proceso y mejorar la eficiencia a la hora de gestionar nuestro negocio.

Pero, ¿aún no sabes qué es una gestoría de empresas? En este artículo explicaremos todo lo referente a las asesorías y su capacidad para ayudar a las empresas a mejorar aspectos legales, laborales, fiscales, etc.

Qué es una asesoría

El objetivo principal de una asesoría de empresas es asesorar a los negocios en diferentes cuestiones jurídicas, laborales o fiscales. Cada asesoría cuenta con una o varias especialidades o servicios, los cuales permiten al empresario o empresaria delegar este tipo de tareas.

Servicios de las asesorías

Fiscal: Las asesorías fiscales ayudan a los negocios a estar al día en sus obligaciones tributarias, siendo una de las áreas de las asesorías más demandadas.

Contable: una de las tareas más tediosas de una empresa es llevar al día toda la contabilidad, por lo que las asesorías se encargan de ello.

Laboral: área referente a las nóminas, trabajadores o seguros sociales. Es el área que más problemas suele dar a los asesores por los cambios de legislación, tipos de contratos, etc.

Jurídica o legal: en caso de que cuente con abogados o expertos en Derecho, las asesorías también podrán prestar consejo legal o jurídico para el devenir de la empresa, sobre todo en Derecho Mercantil, Tributario,etc.

Asesorías en la era Covid-19

Una asesoría es siempre importante para una empresa o un autónomo, ya que nos marca las líneas de actuación para obtener ayudas o reducir nuestra carga fiscal mediante diferentes herramientas.

La pandemia del coronavirus ha evidenciado (aún más) la necesidad de las empresas de contar con una buena asesoría de negocios capaz de solventar una de las mayores crisis de la historia.

El trabajo de las asesorías en plena pandemia ha provocado que miles de empresas puedan acceder a las ayudas del Gobierno mediante los ERTE.

Los Expedientes de Regulación Temporal de Empleo han sido solicitados por miles de empresas para intentar obtener algo de liquidez ante la obligación de cerrar su negocio debido al estado de alarma decretado en España durante algunos meses.

Las asesorías han tenido que redoblar sus esfuerzos para solventar los Erte de sus clientes. Aquellas empresas que no contaban con una asesoría laboral se han quedado fuera del Erte o han tenido que buscas otros medios para acogerse, siendo una verdadera odisea ante la complejidad del proceso.

Esta crisis aún no ha terminado y miles de negocios esperan ayudas y nuevas legislaciones por lo que es cada vez más importante que elijamos una buena gestoría de empresas.

No todas las gestorías o asesorías son iguales. Para elegir una buena asesoría de empresas te recomendamos buscar opiniones tanto en Internet como en persona, preguntando a clientes o conocidos para saber la eficiencia de esta asesoría.